Desarrollo sostenible

22 Enero, 2017

CCOO aboga por ampliar la inversión social

CCOO apuesta por ampliar la Inversión Socialmente Responsable (ISR) al resto de productos financieros e instrumentos de inversión para evitar “futuras crisis financieras”, según se desprende de las conclusiones de un estudio elaborado al respecto por el sindicato, en el que se analizan las fortalezas y debilidades de las agencias de investigación que actúan como proveedoras de servicios a los inversores socialmente responsables.
El informe señala que la ISR “no debe finalizar en el sistema de empleo” e indica que está siendo impulsada, principalmente, por los fondos de pensiones de los sistemas de empleo o fondos soberanos, como el Fondo de Pensiones del Gobierno de Noruega. En cualquier caso, considera “necesario” ir más allá y pide que acabe incorporándose en el resto de entidades que operan en los mercados financieros.
En un comunicado, CCOO destaca que el objetivo de este trabajo es contribuir al impulso de la ISR a través de herramientas “cada vez más completas”, especialmente en relación con los indicadores sociolaborales, que tradicionalmente tienen un menor desarrollo y atención que los indicadores de buen gobierno y medioambientales.
En este sentido, los autores del estudio explican que existen indicadores clave en materia de seguridad y salud laboral, considerados por iniciativas internacionales, como el Global Reporting Initiative (GRI), que no suelen formar parte de los análisis de las agencias. Además, añaden que las agencias no suelen profundizar en otros indicadores laborales fundamentales, como la libertad de asociación o el los trabajadores cubiertos por convenio colectivo, y creen “importante” que estas cuestiones se valoren país a país.
Por ello, el trabajo identifica cuestiones sociolaborales que no suelen ser valoradas pero que son susceptibles “de ser analizadas, medidas y comparadas” y que puede aportar valor a los inversores socialmente responsables por lo que incluyen una propuesta de indicadores sociolaborales.

ANALISIS PRACTICO:

Así, el estudio presenta dos líneas de trabajo. En la primera, de carácter más divulgativo, se repasan estudios y documentos relevantes en materia de ISR mientras que la segunda incluye un trabajo de investigación sobre el análisis medioambiental, social y de buen gobierno (ASG) que realizan estas agencias sobre las empresas (EIRIS, Sustainalytics y Vigeo, de forma detallada y una aproximación a MSCI y GES).
Entre otras conclusiones, el documento destaca que la ISR “puede ser incluso más rentable” que la inversión tradicional, al considerar más criterios y contribuyendo de esta forma a reducir el riesgo de las carteras de inversión. Además, considera que la ISR ha evolucionado, al superar el concepto de inversión ética que excluye determinadas actividades económicas consideradas no responsables ya que actualmente persigue modificar comportamientos no sostenibles.
En el estudio también se enumeran una serie de dificultades a superar como el hecho de que las partes interesadas no estén representadas adecuadamente en las políticas de RSE de las empresas que, a juicio de los autores del estudio, sigue siendo “unilateral y poco participativa”. Además, pide evolucionar en criterios e indicadores sociolaborales y profundizar más en su medición y en los procesos de supervisión, verificación y auditoría, del mismo modo que se ha avanzado en criterios e indicadores medioambientales y de buen gobierno, entre otros aspectos.
De cara al futuro, el documento apuesta por seguir promoviendo la propiedad responsable de las empresas, extender la ISR a todos los activos e instrumentos financieros, solicitar a las empresas una información más transparente y global de todas sus actividades, incluyendo a la cadena de suministro y distribución, mejorar los procesos de diálogo o incorporar los conceptos de ISR y RSE en la enseñanza reglada, entre otras cuestiones.
En el documento lleva por título ‘La Inversión Socialmente Responsable: análisis de la situación actual, debate y propuestas. Las agencias de investigación sobre criterios sociales, medioambientales y de buen gobierno. Una perspectiva sindical’ y ha sido elaborado por Mario Enrique Sánchez Richter, Jorge Aragón Medina y Carlos Bravo Fernández, editado por la Fundación 1º de Mayo.